Mikis Theodorakis, el compositor de Zorba el griego, falleció

Jueves 02 de Septiembre 09.36 GMT

 

Grecia está de luto por la muerte de Mijalis "Mikis" Theodorakis, una de las figuras más importantes y emblemáticas de la Grecia contemporánea.

Mikis, como se le conocía popularmente, nació en julio de 1925 en la isla de Xíos y desde muy pequeño tuvo clara su vocación: la música.

Desde entonces aprendió a componer solo escuchando música folclórica y bizantina, así que para los 17 años dio su primer concierto. De ahí en adelante jamás paró e inició la trayectoria de una verdadera leyenda.

Su vida, a la que puso punto final a los 96 años, parece haber salido de una película y eso lo hizo más respetado, querido y admirado.

 

Luchó tanto en la Segunda Guerra Mundial como en la Guerra Civil que dejó tan malherida a Grecia. Mikis Theodorakis fue perseguido, torturado y exiliado durante la Junta Militar que gobernó su país entre 1967 y 1974. Sus canciones fueron prohibidas y dos veces lo enterraron vivo.

El legado cultural de Mikis Theodorakis es enorme, pues compuso más de mil piezas entre cantatas, óperas, sinfonías, ballets, música de cámara, oratorios, películas y canciones populares.

 

Zorba el griego puede ser que sea su pieza más conocida, pero no por esto la mejor. Para muchos su obra maestra es la Trilogía (o balada) Mauthausen.

Esta pieza, considerada como el trabajo musical más hermoso jamás compuesto sobre el Holocausto, está creada en base a la trágica experiencia del poeta griego Iakovos Kambanellis en el infame campo de concentración nazi.

 

 

 

Muchísimas de las grandes composiciones de Theodorakis están inspiradas en la literatura. También les puso música a las palabras de sus compatriotas Giorgos Seferis y Odiseas Elytis, al Romancero Gitano del aclamado escritor español Federico García Lorca y al Canto General de Pablo Neruda.

Su trabajo no se limitó al ámbito cultural ya que también enfrentó como pocos luchas políticas y sociales que marcaron a su país y al mundo en el siglo XX.

Las grandiosas creaciones de Mikis Theodorakis van de lo clásico a lo popular, de lo griego a lo universal, pero todas ellas son reflejo de su esencia, de ese tremendo amor por vivir y disfrutar de lo grandioso y realmente valioso de la vida.