Alice Liddell, la gran musa de Lewis Carroll

Martes 04 de Mayo 08.24 GMT

 

¿Te suena el nombre de Alice Liddell? Pues es justo el nombre de la pequeña que inspiró a Lewis Carroll a escribir Alicia en el País de las Maravillas.

Alice Liddell, nacida el 4 de mayo de 1852, es el modelo físico de Alicia, para quien Lewis Carroll, cuyo verdadero nombre era Charles Lutwidge Dodgson, inventó el cuento una tarde de verano de 1862, durante una expedición en barca por el Támesis.

Alice Pleasance Liddell Hargreaves Taylor perteneció a una familia acomodada de Inglaterra. Lorina Hannah, su madre, era parte de la nobleza terrateniente y su padre, Henry George Liddell fue el decano en Christ Church de Oxford, lugar en el que trabajaba Dodgson como profesor de matemáticas.

 

Los Liddell y Lewis Carroll entablaron una estrecha relación de amistad, así que poco a poco se fue ganando la confianza de la familia y el cariño de los 10 hijos de la pareja, entre ellos la pequeña Alicia, que era fanática de las historias que este les contaba.

Resulta que un 4 de julio de 1862, Dodgson y Alicia, junto a dos más de sus hermanas, realizaron un viaje en barco por el Río Támesis hacia Godstow. Durante dicho paseo, las pequeñas le pidieron a Dodgson que les contara una historia y justo ahí, sin mayor problema, nació el primer borrador de Alicia en el País de las Maravillas.

 

Cuando el viaje finalizó, la pequeña, que contaba con una gran curiosidad y era muy plantada desde corta edad, le pidió a Dodgson que escribiera para ella la historia que les había contado y este así lo hizo.

En noviembre de 1864 bajo el nombre Alice's Adventures under Ground, Dodgson le entregó a Alice el libro manuscrito con los dibujos que había realizado.

Gracias a las recomendaciones que varios de sus amigos le hicieron, Dodgson decidió publicar la fantástica historia.

En julio de 1865, con ilustraciones del artista John Tenniel, salió a la luz pública Alicia en el País de las Maravillas, libro en el que Charles Lutwidge Dodgson utilizó el seudónimo de Lewis Carroll.

Uno de los grandes enigmas sobre esta historia es sobre la abrupta forma en la que terminó la amistad de Dodgson con los Liddell, ya que unos meses antes de que el famoso libro fuera publicado simplemente dejaron de tener contacto.

La otra gran interrogante y que ha desatado miles de teorías es sobre Carroll y cuál era realmente su relación con los niños, específicamente Alice Liddell, pero esto nunca lo sabremos aunque afortunadamente podemos disfrutar de la obra que la inmortalizó.