Recorre el mundo a través de tiendas de té

Viernes 26 de Febrero 16.21 GMT

 

De orígenes orientales, el té es una de las bebidas con mayor tradición y más popularidad en el mundo por su variedad, valor histórico, y beneficios para la salud; de ahí que en cada rincón existe un lugar para disfrutarlo.

Estas son tres opciones legendarias y modernas que ofrecen una experiencia inolvidable ara tomar el té en Londres, Hong Kong y Copenhague.

Fortnum and Mason

Comúnmente abreviado como Fotnum’s, esta tienda de té ubicada en Picaddilly, Londres, data de 1707, y fue fundada por William Fortnum y Hugh Manson.

Su fama se debe a que, inicialmente se dedicaba únicamente a la venta de alimentos, y actualmente es distribuidora de muchos productos más, como frutas y flores, todo de primera calidad.

Asimismo, es reconocida por ser proveedora de la realeza desde hace 150 años, y fue pionera en vender comida de lujo ready-to-eat, a base de aves de corral o caza servidas en una funda gelatinosa llamada aspic jelly.

Durante las Guerras Napoleónicas suministró fruta, seca, especias y otras conservas a las tropas británicas, y durante la época victoriana dotaba de provisiones culinarias a la Corte.

En 2007, con motivo de la celebración por sus 300 años, el edificio fue remodelado por una suma de 27 millones de libras esterlinas.

Tante T

Estas populares teterías de Copenhague, surgidas en 2006, reproducen en su interior salones de estilo decimónico, y su nombre se traduce como la tía T, en referencia al tipo de mujer que visitaba estos establecimientos en el siglo XIX.

La sede más popular de estos establecimientos es el Museo de Copenhague, en el barrio de Vesterbro, y acoge muebles antiguos, grandes fotos con marcos de oro y una palmera en medio.

En esa y la otra sucursal de Tante T se sirven Afternoon tea, que contempla distintas infusiones procedentes de distintas partes del mundo, acompañados de pasteles y panes caseros.

Mother Pearl

Este espacio hongkonés, creado por el colectivo A Work of Substance, ocupa solo 32 metros cuadrados y tiene vista a la calle, en donde se vende té de burbujas.

Recubierto de ladrillos con toques de diseño en colores pastel, la sede de Hong Kong apuesta por una vida sostenible a través de una gama de tés cuidadosamente seleccionados, de los que resalta el alto contenido de vitaminas y antioxidantes.

Mother Pear se describe como: “Nuestro nombre es una mezcla de dos ingredientes, el principal 'Madre' es una representación de nuestra antigua devoción hacia la Madre Naturaleza, y el último 'Perla' es un derivado de nuestro producto estrella: bebidas de tapioca hechas a mano llenas de deleite, nutrición y delicia insaciable”.