Subastan en $45 mdd retrato icónico hecho por Francis Bacon

Miércoles 29 de Junio 17.27 GMT

 

En el mundo del arte hay obras que se vuelven icónicas por lo que significan y las historias que de ellas se desprenden. Tal es el caso de Estudio para un retrato de Lucien Freud, obra que este miércoles fue vendida en $45 millones de dólares por Sotheby´s de Londres.

Esta pintura hecha en 1964 es resultado de una de las más grandes e intensas relaciones entre dos grandes artistas del siglo XX: Lucien Freud y Francis Bacon.

Estos gigantes de la pintura pasaron de ser grandes amigos a tremendos rivales y fuente de inspiración de múltiples de sus obras, las cuales, como esta, desprenden pasión y complejidad.

Algo importante a señalar es que esta obra, que hoy se ha convertido en la pieza por la que más se ha pujado en el mercado del arte británico en los últimos 10 años, no había sido exhibida en 57 años, desde la realización de una exposición itinerante en Hamburgo, Estocolmo y Dublín.

 

Francis Bacon y Lucien Freud, 1974. Fuente: The National Portrait Gallery 

 

Bacon pintó a Freud 14 veces entre 1964 y 1971 en una combinación de dos obras pequeñas, cuatro obras grandes (de lass cuales una fue totalmente destruida), dos trípticos pequeños, tres trípticos grandes (de los cuales forma parte el presente retrato) y parte de composiciones más grandes.

 

Complete Study for Portrait of Lucian Freud, 1964. Francis Bacon. Fuente: Sotheby's

 

 

Para ejecutar este retrato, Francis Bacon se inspiró en una fotografía de quien fue su gran amigo durante poco más de cuatro décadas tomada por John Deakin. En dicha imagen, el famoso artista aparece sentado en una cama con camisa blanca y los brazos extendidos. 

Debido a su interminable lucha por la fama y egos, a finales de 1980 la amistad de estos dos hombres derivó en una famosísima rivalidad de la que hoy (afortunadamente) tenemos como testigo sus invaluables obras de arte.

 

Retrato de Francis Bacon hecho por John Deakin. Fuente: Sotheby's