Rosados que roban el corazón

Martes 22 de Marzo 08.42 GMT
Por: María Forcada

 

“Hace 10 años nadie hubiera imaginado pedir vino rosado en un restaurante, y sin embargo cada vez somos más quienes los buscamos en las cartas”, decía mi amigo y empresario Nicolás Martín del Campo durante una cena maridada con soberbios vinos rosados de La Provence.

Los vinos rosados, considerados vacuos, simples y sin expresión durante largo tiempo, despiertan ahora interés en México, y son cada vez más demandados por todo tipo de público. 

En las zonas vitivinícolas como Valle de Guadalupe o Parras, se elaboran referencias ante las que uno se quita el sombrero; sin embargo, todos se rinden cuando el vino trae acento francés.

Por otro lado, los vinos rosados son ideales para tomar solos o acompañar la cocina mexicana, especiada e intensa, pero también sirve para acompañar a otros platillos exóticos y de difícil maridaje como los ceviches y tiraditos nikkei o los asiáticos con técnicas teriyaki y salsas ponzu. 

En 2019, Berangere Contreau (directora de la importadora y distribuidora Cavas del Vino), apostó con pulso firme por los vinos de Côtes de Provence, y ahora nos sorprende con otros de Sablet. 

Mientras que la importadora Monarq, recientemente introdujo en su portafolio AIX, un vino de Provence, ideal para estos días de calor que los afortunados de Ciudad de México podemos disfrutar. 

La sommelier Gina Estrada también sorprende con un elegante e inusual rosé de Valle de Guadalupe y el mítico Casa Madero V Rosé, que continúa siendo el favorito en los restaurantes.

Es por eso que aquí te dejamos un listado con algunas de las mejores recomendaciones en cuanto a vinos rosados:

 

AIX (Grenache 60%. Syrah 20%. Cinsault 20%)

 

Se caracteriza por su buqué floral y su tono rosa pálido con destellos salmón. Notas herbáceas y final amargo que invita a tomar otro trago. Tal vez mi favorito, por su simplicidad. Además, 2021 fue una cosecha excelente en la zona gracias a su excelente clima templado.

 

G&G by Ginasommelier Rosé (Zifandel. Syrah. Sangiovese)

 

La sommelier Gina Estrada y Gustavo Orteg, director general de Bodegas El Cielo, presentan este rosado pálido cobrizo con aromas de durazno y cítricos. Sin perder la característica fresilla de los rosados y la rosa blanca, es un vino equilibrado y sabroso.

 

 

Casa Madero V Rosado (100% Cabernet Sauvignon)

 

Delicado a la vista, potente en aromas, destacan la guayaba rosa, nectarina, toronja, durazno y fresa ácida. Una gama aromática frutal que se repite en la boca, añadiendo notas herbales. La personalidad de este vino rosado del Valle de Parras encaja alegremente con platillos de carácter mexicano y sabores intensos como es el huitlacoche. 

 

 

Côtes du Rhône Rosé (Grenache Noir. Carignan. Cinsault)

 

La región francesa del Ródano, Sablet, llega a México con este grandioso rosado de tonos naranjas con una fresca y acentuada acidez de frutas rojas, lavanda y notas minerales. La elegancia de su botella lo convierten en el regalo perfecto.