Tres obras invaluables que están en peligro tras el incendio en Notre Dame

Martes 16 de Abril 14.55 GMT


Tres obras invaluables que están en peligro tras el incendio en Notre Dame


Notre Dame no sólo es un recinto católico, aloja obras invaluables del arte gótico y demás corrientes artísticas.

El día de ayer 15 de abril, un terrible incendio consumió una parte de la Catedral de Notre Dame, en París.

Por fortuna, esta mañana las autoridades francesas indicaron que el fuego se apagó en su totalidad.

Sin embargo, aún se desconocen las causas y los daños arquitectónicos y artísticos.

Cuando las llamas seguían, algunas obras de arte fueron evacuadas de la Catedral de Notre-Dame.

Personal del Departamento de Bomberos, el Ministerio de Cultura y la Alcaldía de París acudieron a la catedral para proteger las principales obras de arte.

Hoy, se anunció que dichas reliquias serán llevadas al museo más cercano geográficamente, al Museo del Louvre.

Reliquias entre las llamas

 

Algunas de las reliquias del la Catedral de Notre Dame son las Gárgolas talladas en el siglo XIX con el objetivo de conducir el agua de la lluvia lejos del edificio.

Éstas, son la imagen clásica de Notre Dame y una de las más emblemáticas de la ciudad de la luz.

A pesar de que aún no se ha realizado el peritaje, se estima que las piezas que estaban cerca de donde comenzó el incendio haya quedado en cenizas.

Aún sin conocer las causas del incendio, estas tres piezas son las más importantes del recinto religioso.

No sólo por su antigüedad, también por su belleza y la importancia cultural, artística y social que guardan.

Y a pesar de que las autoridades francesas ya resguardaron dichas piezas, necesitan realizar estudios para determinar algún daño por el incendio.

Rosetones

 

La Catedral de Notre Dame cuenta con tres enormes vitrales en forma de rosa en las fachadas norte, sur y occidental.

Estos contienen muchas piezas que datan de los siglos XII y XIII, con paneles originales así como otros que fueron agregados durante restauraciones.

Aunque gran parte de estas vidrieras medievales, incluido el rosetón de la fachada oeste, se salvaron del incendio.

Expertos temen que algunas ventanas hayan sufrido daños menores por las llamas.

Órgano

 

El órgano principal de la catedral de Notre Dame es el más grande que existe en Francia.

Tiene cinco teclados y unos 8 mil tubos. Su construcción data del siglo XVIII.

Durante la década de 1860 el instrumento fue modificado para duplicar el número de tubos y en 2013 vivió su más reciente restauración.

Aunque algunos aseguran que este instrumento musical no sufrió daños; el ministro de Cultura de Francia, Franck Riester dijo lo contrario.

El funcionario aseguró que el órgano "parecía haber sufrido daños considerables".

Reliquias sagradas

 

Otras de las obras invaluables que había en Notre Dame son las reliquias sagradas de la fe católica.

Por ejemplo, la corona de espinas que usó Jesús de Nazaret en el momento de la pasión. Un trozo de la cruz y algunos clavos de los que fueron utilizados durante su crucifixión.

Y es que fue el rey de Francia Luis IX en 1238, cuando llevó dicha corona a la ciudad francesa.

Otro objeto sagrado es la túnica de San Luis, un jubón que supuestamente perteneció al rey Luix IX.

Quien fue último monarca europeo que se embarcó en una cruzada para recuperar Jerusalén.

A pesar de que estas piezas se salvaron y sólo tienen daños menores, las pinturas de Notre Dame, no podrán recuperarse hasta el viernes por la mañana. Y será cuando se conozca su estado.

La tragedia que ayer ocurrió muestra lo sensible que sigue siendo la construcción cultural que tenemos ante un incidente o descuido.

A pesar del visible daño arquitectónico, las obras invaluables de la Catedral de Norte Dame resistieron las llamas que duró horas y ensombreció a la nación de la revolución y las ideas.