Los carteles en el Guggenheim que ayudan a purificar el aire

Lunes 13 de Julio 17.11 GMT

 

Con el fin de contribuir a mejorar el medio ambiente, el Museo Guggenheim Bilbao lanzó una iniciativa para purificar el aire de la ciudad.

El museo cubrió los carteles de publicidad que colocan al exterior del inmueble y en algunas calles de la ciudad con un material que convierte los espectaculares en purificadores de aire activos.

El tratamiento está basado en el principio natural de la fotocatálisis, a partir del que se produce un efecto purificador en el aire, comparable al que realizan los árboles.

 

El impacto actual de estos carteles podría equipararse al efecto renovador del aire de más de 700 árboles.

“Esta aplicación que nos permite ayudar a renovar el aire de nuestra ciudad nos pareció una oportunidad fantástica para avanzar en la apuesta del Museo de contribuir en todos los aspectos que estén en nuestra mano para frenar el cambio climático.

“De igual manera que estamos logrando un gran ahorro en el consumo energético con el cambio a la iluminación led en nuestras salas, la posibilidad de purificar el aire a la vez que contamos nuestra programación a los ciudadanos nos produce una gran satisfacción”, aseguró Juan Ignacio Vidarte, director general del museo.