Morris buscaba que el trabajo del artesano fuera reconocido