Música

De Armstrong a Kerouac: el bebop en el jazz

El jazz fue una de las corrientes que marcó la música del siglo XX. Este movimiento contracultural –de aquella época– definió en buena medida la música que hoy escuchamos; gracias a su estridente influencia, ritmos posteriores como el rock and roll tendrían su lugar.

El jazz se distinguió por ser un movimiento que buscaba romper con las convenciones establecidas en la música y en la sociedad ¿por qué? Porque en ese momento Estados Unidos pasaba por una época difícil después de la primera guerra. La sociedad estadounidense –especialmente la afroamericana– reclamaba equidad y no-racismo en su trato, y este movimiento encontró su voz en el jazz. También simbolizó la liberación sexual y de pensamiento de la generación más joven de la década de 1910 y 1920.

Como toda gran corriente, se necesitan personas que lo lleven en alto, que sean buenos intérpretes y finalmente que encarnen sus ideales en sus vidas. Cuando pensamos en esto, se nos vienen a la mente todos los grandes como Coltrane, Ella Fitzgerald, Billie Holiday y por supuesto Louis Armstrong.

de-armstrong-a-kerouac-el-bebop-en-el-jazz

Armstrong o Satchmo –como le decían cariñosamente sus amigos– es una de las figuras más carismáticas e innovadores de la historia del jazz. Se distinguió por ser uno de los mejores trompetistas de ese momento, pero poco a poco se posicionó gracias a su gran capacidad de interpretación vocal.

Armstrong forma parte de la vieja guardia del jazz, el más popular: el que involucraba el swing y que era tocado en grandes agrupaciones llamadas Big Bands. Armstrong se formó en varias bandas y Big Bands aportando su gran talento musical a cada una de ellas. Una de sus mayores contribuciones a la música es el scatting, una técnica que utilizaba la voz humana como un instrumento más al producir palabras ininteligibles.

El scatting sería antecesor de movimientos de jazz posteriores como el bebop y el west coast jazz entre otros; de hecho, marcaría el comienzo de una búsqueda de identidad por parte de los jazzistas: por distinguirse de la masa de músicos que marcaban las Big Bands y destacar sus raíces afroamericanas. Louis Armstrong –bajo este último punto– fue bastante criticado; se comenta que creó alrededor de sí una versión bastante caricaturizada de su persona, la cual representaba los ideales del “blanco” sobre su raza, ideas que movimientos como el bebop intentaron eliminar.

de-armstrong-a-kerouac-el-bebop-en-el-jazz

En esa búsqueda de identidad, varios artistas intentaron experimentar y explotar las posibilidades que les daba un instrumento. De aquí que el Bebop comenzará a incorporar sonidos más antillanos (para destacar las raíces africanas), tiempos más veloces y destacar la improvisación, promoviendo el jazz como el movimiento de contracultura de la época.

Muchos boppers (fans del bebop) se movían entre los que habían sido expulsados de la sociedad: poetas, homosexuales, artistas, traficantes de drogas y proxenetas. Se describían a sí mismos como seguidores de la corriente  beat o beats, un diminutivo de ‘beatitud’, los benditos oprimidos de la sociedad. El bebop tiene una estrecha relación con el movimiento literario estadounidense denominado Generación Beat, el cual fue impulsado por escritores como Allen Ginsberg, Jack Kerouac y William S. Burroughs, entre otros.

de-armstrong-a-kerouac-el-bebop-en-el-jazz

Es de aquí que nace la típica imagen del beatnik: las gafas, el suéter a rayas, el vestido negro, los bongos, la recitación de poesía libre; todo esto, claro, escuchando jazz. Sin embargo, este movimiento juvenil sería degradado por los medios y perseguido. Además, otros movimientos llegarían para desparatarlo como el rock psicodélico.

de-armstrong-a-kerouac-el-bebop-en-el-jazz

La influencia del jazz en nuestra cultura ha sido amplia, y hasta el día de hoy existen muchos jazzistas que toman como referencia a los grandes de este movimiento para seguir produciendo sus piezas musicales. Se puede decir que todavía existe un espíritu de contracultura y bohemia que a muchas personas encanta.

Últimas noticias