Cine

INSIDE LLEWYN DAVIS, EL VIAJE DE LOS COEN

Las películas de los hermanos Joel y Ethan Coen se caracterizan por su extraordinaria narrativa, su construcción de personajes y situaciones, el humor negro delineado en cada diálogo y el afortunado elenco que escogen para sus filmes. Cada una de sus películas descubre el talento de dos lectores voraces que comprenden el poder de una metáfora puesta en el lugar adecuado.

Inside Llewyn Davis es el último trabajo de estos hermanos del cine de culto. La historia narra una semana en la vida de un joven cantante de folk, Llewyn Davis, que lucha por dar a conocer su música y por sobrellevar las necesidades de la vida cotidiana en la ciudad de Nueva York, en una época y lugar donde la música folk no es precisamente lo que le genera más ganancias a las disqueras. Llewyn Davis, como otros personajes de los Coen y, como el mismo Ulises en la Odisea (el gato que acompaña al personaje en la película, por cierto, se llama Ulises, guiño de los cineastas hacia la obra épica), es un personaje que no tiene control de su destino sino, quizás, hasta el final, cuando la única opción está entre decidir si, a pesar del fracaso, continúa o no con su sueño. La temporalidad utilizada por los Coen apela a la circularidad del viaje emocional del protagonista; no olvidemos películas como Oh brother, where art thou?, su reinterpretación de la Odisea, donde es evidente la vocación narrativa de estos hermanos.

Inside Llewyn Davis está interpretada magníficamente por Oscar Isaac, con Carey Mulligan, Jonh Goodman (otro favorito de los Coen) y Justin Timberlake como elenco.

Como pocos artistas, los Coen logran reunir en una misma historia melancolía e ironía, desesperanza y humor, y una profunda reflexión sobre la condición humana sin caer el el exceso solemne o en la nostalgia pomposa.

 

Imágenes: Inside Llewyn Davis

 

Últimas noticias