Cultura

Frida Kahlo, arte, jardín y vida en Nueva York

Esta exitosa exhibición es la primera en abordar la relación que mantenía la artista mexicana Frida Kahlo por la belleza y diversidad del mundo natural, prueba de esta relación es el hermoso jardín con el que contaba en su famosa “Casa Azul”, como también la botánica mexicana ocupaba un lugar bastante importante dentro de las composiciones de sus cuadros.

La exposición exhibe más de una docena de pinturas originales de Kahlo y trabajos en papel, esta exposición de 6 meses de duración recontextualiza la imagen icónica del famoso jardín de Kahlo dentro de su estudio en la Casa Azul.

frida-kahlo-arte-jardin-y-vida-en-nueva-york-2

Los eventos que acompañan a esta exposición invitan a los visitantes a aprender acerca de la vida del artista como también de la gran influencia cultural que tuvo mediante la música, la lectura, las “Tardes de Frida al Fresco” y experiencias culinarias inspiradas en México. La exposición también goza de una guía móvil para ver fotografías poco conocidas de la artista, escuchar comentarios de los expertos, como también poder tomar una “Selfie” para compartir con amigos.

La exhibición LuEsther T. Mertz Library’s Art Gallery es curada por la doctora Adriana Zavala, esta consiste de 14 pinturas y trabajos en papel -la mayoría son donaciones de colecciones privadas- que resaltan el uso de la temática botánica dentro del trabajo de la artista. El centro de la exposición son los trabajos menos conocidos de Kahlo sobre naturaleza muerta, como también obras que refieren a la naturaleza de maneras simbólicas, algunas piezas de la colección son: Autorretrato con un collar de espinas y un colibrí (1940); la flor de la vida (1944); Naturaleza muerta con un loro y una bandera (1951) y Autorretrato dentro de un girasol (1954).

frida-kahlo-arte-jardin-y-vida-en-nueva-york-4

Dentro de la exhibición, en el cuarto piso de la biblioteca del jardín botánico se muestra una exhibición del artista residente Humberto Spíndola titulada “Las dos Fridas”, donde se muestra una instalación tridimensional de la famosa pintura de Kahlo. También se exhiben réplicas de los vestidos emblemáticos que Kahlo porta dentro de sus pinturas, estas réplicas están rendereadas en papel fino y son pintadas con pigmentos para recrear el efecto de las distintas texturas dentro de los textiles.

Por otro lado el Conservatorio Haupt revive con los colores del México de Frida Kahlo, dando la bienvenida a sus visitantes con una evocación del jardín de la Casa Azul. Atravesando las paredes del patio, los visitantes pueden caminar por caminos delineados con flores, mostrando una variedad de plantas mexicnas. También se muestra una pirámide a escala- utilizada para mostrar la colección de arte prehispánico de su esposo, el muralista Diego Rivera- junto con unas macetas de terracota que contienen cactáceas y suculentas mexicanas. La exhibición incluye una reconstrucción de la vista que tenía Frida Kahlo del jardín desde su estudio, con lo que podemos decir que la experiencia de La Casa Azul es una expresión de la profunda conexión que tenía Kahlo con México y su entorno natural.

frida-kahlo-arte-jardin-y-vida-en-nueva-york-3

Los fines de semana el jardín cobra vida con el México de Frida Kahlo, gracias a actividades que conjuntan la danza, la música, la gastronomía y el cine. Los visitantes pueden disfrutar dentro del espíritu mexicano de la exhibición gracias a sets de música tradicional mexicana junto con coreografías de Ballet folklórico y gastronomía mexicana- algunas recetas son de la misma Frida- prometen un día de alegría y colorido entretenimiento.

 

Últimas noticias