Arte

Reivindicación de las mujeres en el expresionismo abstracto

Una muestra que se presenta actualmente en el Denver Art Museum busca hacer lo que hasta ahora no ha logrado ninguna exposición: reescribir la historia del arte moderno estadounidense para colocar en su justo sitio a las mujeres que en una época en la que Estados Unidos estuvo a la vanguardia del arte mundial produjeron tanta obra y con tanta calidad como sus contrapartes masculinos, pero fueron ignoradas, por lo que gran parte de su trabajo es aún desconocido para el público.

La exhibición se titula Women of Abstract Impresionism y ha sido curada por Gwen F. Chanzit, quien es directora del Departamento de Estudios de Museos y profesora de tiempo completo de ésta materia e Historia del Arte en la Universidad de Denver, así como curadora de arte moderno de la Colección y Archivo Herbert Bayer y del Denver Art Museum.

Chanzit revela cómo, a pesar de que los críticos e historiadores del arte han escrito y comentando acerca del expresionismo abstracto por más de 60 años, casi todas las mujeres involucradas en este movimiento artístico han sido relegadas a los márgenes de la historia. Muchos escritores han rechazado el reconocimiento de estas artistas de los años 40 y 50 como innovadoras, y ciertos curadores y críticos simplemente las han ignorado mientras enfocan su atención en los hombres del movimiento.

Pero en tiempos recientes, una nueva generación de historiadores y críticos –entre los que ahora encontramos muchas más mujeres– ha revisitado la producción de todos estos artistas, y ha concluido que es justo que a las mujeres se les reconozca y posicione en donde siempre debieron estar.

Para muestra, un botón: Lee Krasner durante mucho tiempo fue considerada simplemente como ‘la esposa de Jackson Pollock’, figura señera del expresionismo abstracto, y no fue sino hasta la muerte de Pollock que se comenzó a revisar su trabajo, y descubrir que ambos alimentaban mutuamente sus influencias artísticas, y que el éxito de Pollock se debe a su obra, su esposa y principalmente a su galerista, Peggy Guggenheim. Una historia similar sería la de Elaine de Kooning y su relación con otro de los famosos pintores del expresionismo abstracto, Willem de Kooning.

La innovadora exposición celebra el trabajo de doce artistas: Mary Abbott, Jay DeFeo, Perle Fine, Helen Frankenthaler, Sonia Gechtoff, Judith Godwin, Grace Hartigan Elaine de Kooning, Lee Krasner, Joan Mitchell, Deborah Remington y Ethel Schwabacher, y cuenta con más de 50 piezas de gran formato –es la primera vez que todas ellas se muestran juntas–.

Últimas noticias