Arte

El street art en punto de cruz de Raquel Rodrigo

Raquel Rodrigo estudió bellas artes y tiene un máster en diseño de espacios escenográficos para teatro, cine y televisión. Ha desarrollado una gran cantidad de proyectos escenográficos que incluyen desde la conceptualización hasta el montaje.

Arquicostura es su más reciente proyecto. Esta artista ha llenado las calles de Madrid y sus alrededores con gigantescas flores bordadas en punto de cruz.

Raquel Rodrigo prepara desde la comodidad de su hogar enormes patrones bordados, en su mayoría flores. En lugar de una tela, emplea una malla metálica como soporte. Finalmente, al completar sus obras, sale y las fija en los muros de la ciudad.

Raquel Rodrigo

Sus intervenciones públicas crean un contraste único con el paisaje arquitectónico, y, por supuesto, distan del concepto que muchos tienen del street art: lo reinterpreta y transforma algo como el bordadopráctica poco común para las nuevas generaciones, en una manifestación de arte contemporáneo.

 

Raquel Rodrigo

En su página oficial, la artista explica su trabajo: se trata de una reflexión sobre el concepto pixel, unidad mínima de contenido en una matriz ordenada.

En Arquicostura, tecnología y tradición convergen. El pixel como unidad matricial es sustituido por un punto de cruz. Igual que el pixel, a una distancia determinada, el ojo humano mezcla los colores en la retina, la malla metálica –o retícula digital– desaparece, y se revela la imagen.

Últimas noticias